Cerezas Vall de Gallinera ¡Tienes que probarlas!

         

Te damos en este post todas las razones para que pruebes las cerezas de La Vall de Gallinera. Fruta que sabe a fruta de verdad.

Cerezas Vall de Gallinera ¡Tienes que probarlas!

Tienes que probar las cerezas de la Vall de La Gallinera. Así hemos titulado este post con ese “ruego-orden” para que no te pierdas una fruta deliciosa. La que crece en estos valles interiores del norte de la provincia de Alicante. En este artículo vamos a darte todas las razones para que pruebes las cerezas de La Vall de La Gallinera. Por su sabor, por los beneficios que aporta para tu salud esta fruta de primavera con hueso y por la belleza de su paisaje. Vamos a empezar:

Cerezas de la Vall de La Gallinera: Propiedades

Las cerezas de la Vall de La Gallinera son inconfundibles porque son únicas y no podrás probar un sabor igual en ninguna zona de España. Enseguida las vas a reconocer por su color rojo, un color rojo cercano al carmín. Y en cuenta la pruebes pensarás que estás comiéndote un caramelo. El grado de azúcares que contienen las cerezas de la Vall de La Gallinera es muy elevado. Su pulpa es de un color rosa. La forma de esta fruta con hueso, una de las frutas por excelencia de la primavera es redonda y pequeña y acabada en punta.

Las cerezas de la Vall de la Gallinera siempre irán unidas a su pedúnculo, es decir, a su rabito. En cuanto veas una cereza que no lleve este pedúnculo estaremos hablando de picota. La recogida de la picota es algo más tardía que la mayoría de las variedades de cereza que empiezan a recogerse aproximadamente en la segunda semana de mayo, siempre y cuando, claro está, hayan existido unas condiciones climatológicas adecuadas.

Decimos lo de la picota y la cereza porque existe cierta confusión entre las diferencias de la picota y la cereza. En nuestro caso, en el de Fruta de La Sarga, ten por seguro que cuando una cereza no lleve el rabito será picota. Aquí, en estas tierras de cerezas de la Vall de La Gallinera la variedad de picota mayoritaria es la ambrunés.

También puedes distinguir la picota de las cerezas de la Vall de La Gallinera por su color. La primera es más roja oscura, casi negra y tienen un tamaño algo menor. Sí que es cierto que a veces es difícil distinguirlas pero en el caso de que compres picota y sea cereza lo que tienes que hacer, por el bien de todos los consumidores, es denunciarlo ante el Consejo Regulador de Denominación de Origen Cerezas de La Montaña de Alicante.

Cereza Vall de Gallinera

Cerezas de la Vall de La Gallinera con Denominación de Origen

Esto es lo siguiente que te queremos contar. Que las cerezas de la Vall de La Gallinera están protegidas por la Denominación de Origen. Esta es una muy buena noticia para el consumidor porque esto significa que las cerezas de la Vall de la Gallinera están sometidas a estrictos controles para garantizar su calidad y que llegue a la boca de los consumidores más exigentes en perfectas condiciones.

En total se cultivan entre dos y cuatro millones de kilos de cerezas de la Vall de La Gallinera. Repetimos. Todo va a depender de las condiciones climatológicas porque estamos hablando de una “fábrica sin techo”, de campos de cultivo tradicionales y abancalados y de un producto completamente natural.

Cerezas cultivadas en microclima único

Lo que hace únicas a estas cerezas de la Vall de La Gallinera es su microclima único y sus terrenos de cultivo. En cuanto al clima es suave, ideal para el cultivo de este tipo de fruta. Suave porque está al borde del Mar Mediterráneo. Los terrenos son de secano pero muy resistentes a las posibles enfermedades y plagas.

Cerezas artesanales

Otra cosa que las hace únicas es la manera de cultivar, etiquetar y distribuir. El cultivo, que ha pasado de padres a hijos durante generaciones se hace prácticamente a mano porque las extensiones en que se cultivan estas cerezas no permiten la entrada de grande máquinas agrícolas. Por tanto, puedes pensar que la recogida es manual, prácticamente de una en una.

El empaquetado y la clasificación de la cereza se realiza en el mismo punto de recogida. También se manipulan manualmente y se clasifican por sabor, dulzura y calibre.

Si hablamos de laboreo podemos decirte que se realizan tres o cuatro al año. La más grande a finales de otoño. Se dan dos o tres pasos de rotovator. La poda es ligera. Los agricultores se limitan a hacer despuntes y clareos. Y, por supuesto, la recolección está hecha cuando las cerezas están en su exacto punto de maduración.

Los cerezos en flor de la Vall de La Gallinera

Y como decíamos en la última frase del primer párrafo de este artículo, la Vall de Gallinera es una zona que predomina por la belleza de sus paisajes. Es un valle que está formado por los pueblos de Benialí, Benissivà, Benirrama, Benitaya, Alpatró, La Carroja, Llombay y Benisili. El ayuntamiento está en la localidad de Benialí y, atención, porque según datos del censo del año 2015 entre todos estos núcleos urbanos no se llega a los 700 habitantes.

El idioma es el valenciano y todos estos municipios están situados muy cerca del Mar Mediterráneo. Se encuentran a pocos kilómetros de dos capitales turísticas de la Costa Blanca como son Dènia y Xàbia. Sin embargo, y a pesar de la cercana con estas metrópolis turísticas, la mayoría de estos pueblos son prácticamente desconocidos para el gran público. Se respira mucha paz.

Bien es cierto que en los últimos años ha surgido un incipiente turismo rural. Cada vez son más las casas rurales que se abren al público y ello está llevando cierta riqueza a estos municipios que se complementa con la riqueza que aporta el cultivo de las cerezas de La Vall de La Gallinera.

Pero a lo que íbamos. A contarte las bellezas naturales de estos valles. Son muchas las cosas que se pueden visitar pero en el mes de abril lo que predominan son los campos de cultivo de las cerezas de La Vall de la Gallinera. Todo un espectáculo ver los campos con cerezos en flor de la Vall de La Gallinera. Y como una foto vale más que mil palabras, aquí te dejamos unas fotos recientes de lo que te estamos contando:

Cerezas Vall de Gallinera

Cerezas Vall de Gallinera

En este turismo incipiente hay que destacar la ruta de los 8 pueblos, una ruta para los amantes del senderismo. Si quieres conocer más cosas sobre esta ruta de los 8 pueblos puedes leerlo en este enlace.

Pues te hemos dado todas las razones por las que has de consumir cerezas de la Vall de la Gallinera, unas cerezas únicas que, cuando las pruebes, querrás repetir como ya hacen miles de consumidores exigentes. No lo dudes, si quieres fruta dulce y de calidad tu opción ha de ser las cerezas de la Vall de La Gallinera. 

Publicado el 13/4/2016 en Frutas de temporada

         

RSS 2.0 (Frutas de temporada) RSS 2.0 (El blog de Fruta de La Sarga)

2 comentarios

alicia gregori

18 abr., 2016 23:29:16

las mejores

Quisiera corroborar que, efectivamente, son las mejores de España. Tenéis que probarlas.

Fruta de La Sarga

19 abr., 2016 08:33:41

Muchas gracias!!!!

Hola Alicia y muchas gracias por tu comentario.
Sí que es cierto que son las mejores de España. Así que ¿qué te parece si entre todos ayudamos a darlas a conocer? Seguro que todo el mundo quedará encantado cuando las prueben. Un saludo

Deja un comentario


( * ) Campos obligatorios

RECOMENDADOS

Categorías del blog

 ENVÍOS GRATIS Para compras superiores a  8 KG si sólo incluyes fruta y verdura o 24,95 Euros si además incluyes otros productos como aceite, miel, conservas...

¡PARA QUE SIEMPRE TENGAS VENTAJA!

Últimas entradas

Archivo